Entradas publicadas en la categoría ‘Champions League’

3

Ni placenta ni placento

Lo siento mucho, pero yo no creo en la necesidad de forzar a Diego Costa en Lisboa. Mis conocimientos médicos son tan básicos que me limito a saber que, después de un exceso de Gin Tonics, toca ración de Ibuprofeno. No juzgaré aquí los atributos médicos de la famosa placenta de yegua (en varios medios he leído de caballo y no termino de ver a viriles ejemplares herederos de Rocinante pariendo a tiernos potrillos), pero me hacen desconfiar. Y mucho. Los servicios de la doctora milagro, esa Marijana Kovacevic en la que se encomienda parte de la afición atlética, jamás los contrataría para recuperar al delantero estrella.

6

El aficionado del Pupas (II)

Hoy me vais a dejar que me suelte las cadenas. Me voy a tomar la licencia de escaparme del tono comedido porque en este día vengo a vender ilusión y optimismo. Quien busque una última ronda de lamentos, que se marche ahora mismo de aquí, que este no es el lugar para ello y por la red ya circulan textos varios donde redundar en la ‘desgracia’ rojiblanca.

7

El Atleti jugará la final de la Copa de Europa y quiere más

Atleti Chelsea semifinal Copa de Europa

El Atlético de Madrid, 40 años después -¡quién nos lo iba a decir que fuera tan tarde y a la vez tan pronto!- jugará una nueva final de la Copa de Europa. Toda una vida. Una larga travesía por el desierto dulcificada por algunos oasis y agravada por acontecimientos tristísimos, con los que muchos, me incluyo, pensamos que nunca, nunca veríamos algo así ni viviríamos algo tan emocionante. Al fin, el Atleti encontró a su Moisés que lo ha guiado hasta la Tierra de Promisión: Simeone, por supuesto.

5

El Atleti debe aprender la lección

Atlético Chelsea semifinales Liga de Campeones ida

Cada equipo juega al fútbol como quiere o como puede. La que utilizó el Chelsea en el Calderón en la semifinal de Liga de Campeones no es la más atractiva, incluso es un manera bastante deplorable de hacerlo, pero tan legítima como otras. Frustra bastante, eso sí, esperar con tanta ilusión este partido histórico y poder disfrutar muy poco del espectáculo que se supone en un choque de esta envergadura. Una cosa quedó muy clara: hubo un solo equipo que quiso jugar al fútbol y otro cuya única pretensión era que el rival no pudiera hacerlo.

1

El poder de la ilusión

Falta apenas un día para la cita. Es cierto que a lo largo de la temporada, el Atlético de Madrid ha ido afrontando partidos cada vez más exigentes e ilusionantes, pero el ‘partidoapartidismo’ de Simeone hace que a nadie se le ocurra pensar en todo aquello que haya más allá de mañana. ¿Se imagina alguien cuando sortearon el calendario que se hubiera sufrido tanto en un partido contra el Elche sabiendo que cuatro días más tarde el Atlético de Madrid jugaría una semifinal de Champions? Pues eso.

1

El día después

Luis Atletico Bayern Munich

Nada nuevo contaría si explicase lo que pasó ayer, porque la explicación es tan compleja pero tan simple que todo se reduce a “lo que diga el Cholo”.

Porque si el Cholo dice que hay que presionar, jugadores y grada presiona. Si dice que hay que estar atrás y desplegar el mayor espectáculo de ayudas defensivas que jamás he visto, pues se defiende mientras la grada pita.

3

55.000 corazones rojiblancos llevan al Atleti a las semifinales de Champions

Koke y Villa gol del Atlético al Barcelona

Les hablaré de sentimientos. De los que se han vivido esta noche en el Calderón, en una noche mágica, como las que un día nos han contado que sucedieron. Como las que hemos visto en youtube y hemos leído en las enciclopedias, pero que nunca, muchos de nosotros habíamos experimentado en nuestra vida de aficionado atlético. Este es el Atleti que siempre hemos querido ver y vivir, del que nos habíamos enamorado y que un mal día nos robaron.