3

“Tibu”, el devorador de récords

Thibaut Courtois

Apenas lleva dos temporadas en el Atlético y ya se ha convertido en uno de los futbolistas más queridos por la afición. Por sus venas no corre el gen del canterano, pero pocos osan en dudar de su amor a los colores; un amor, por cierto, más agradecido y sincero que el que otros que ahora levantan títulos de la Premier demostraron al equipo que les hizo jugadores de élite. Lo hace alguien que ni siquiera ha conocido al auténtico Atlético de Madrid. Para hacernos una idea, el día que nació Courtois a Jesús Gil se le llenaba la boca prometiendo un Rolls-Royce a cada jugador si el equipo ganaba al Madrid una Liga que jamás consiguió.

A sus 20 años, apenas lleva una centena de partidos en el Atlético de Madrid pero el libro de historia colchonero ya tiene varios capítulos con su nombre y su apellido escritos con letras de oro. Sin grandes actuaciones, prácticamente con la sanísima virtud de pasar desapercibido partido tras partido, el belga ya superó el registro de más minutos sin recibir un gol en Liga en el Vicente Calderón (820 de Courtois por 800 de Abel). En Riazor superó el número de encuentros imbatido en una Liga (19) y ante el Celta podría convertirse también en el cancerbero rojiblanco que pasa más minutos sin recibir un gol lejos del Manzanares.

El destino ha querido ser caprichoso hasta decir basta y esa cifra podría romperse en Balaídos ante un Celta que está entrenado precisamente por Abel Resino, actual propietario de la mejor marca (613 minutos). Con que Courtois alcance el minuto 17 sin encajar un gol del conjunto celeste, el joven meta belga volvería a pulverizar el registro del Gato de Velada y ante sus propios ojos, desesperando las opciones del técnico toledano de mantener a su equipo en Primera.

Y es que Courtois, pese a su enorme juventud y su carácter pasajero en el club –sabemos que pronto o tarde emigrará a Londres- puede ser ya considerado una leyenda del Atlético de Madrid. Su nombre lidera listas de porteros como Molina, Mejías, Madinabeytia o Abel, ídolo de infancia de quien escribe estas palabras. Del toledano recuerdo una temporada con Ivic en el banco en la que al Atleti no le marcaba ni dios. Bueno sí, acabó marcando un joven asturiano que posteriormente fue recordado por su cambio de chaqueta y su tabique nasal roto en una calurosa tarde de verano en Boston. Pues hasta aquellos números los rompe Courtois.

‘Tibu’ se ha colocado bajo el arco del Atlético de Madrid, un puesto y una responsabilidad que muchos otros con más nombre y más batallas a cuestas no pudieron soportar. Courtois lo hizo sin reclamar minutos cuando Joel comenzó la pasada pretemporada como titular y siempre manteniendo su eterna sonrisa con sus compañeros y rivales por el arco como el propio meta fuenlabreño o Sergio Asenjo. Se irá, pero su recuerdo y su rendimiento será muy difícil de sustituir.

Foto: Club Atlético de Madrid.

Periodista en Eurosport Yahoo! Rojiblanco como bendito castigo y nostálgico del fútbol de antaño. Politeísta creyente en Gárate, Luis, Arteche y Calderón. Fernando Torres, el profeta.
Comentarios (1)
Trackbacks (2)

Comentarios (1)

  1. El que mejor me cae de la plantilla con diferencia. Y lo bien que habla español el colega…